Anúnciate

Anúnciate

¿Por qué arriesgarme en una inversión inmobiliaria?

 

Entre las opciones de inversión no financiera, una de las mas comunes es la inversión inmobiliaria destaca por los buenos rendimientos que produce pues se estima en 30% las utilidades que un bien inmueble puede producir en tres años si todo fluye bien en la suma de tipo de propiedad, ubicación y panorama económico, social y político.

Invertir en bienes raíces se dibuja como buena opción pues produce altos rendimientos, es bastante segura (no olvidemos que al final una inversión es una apuesta y el factor riesgo siempre es parte de la ecuación), conlleva beneficios fiscales y uno siempre tendrá como garantía su inmueble y el terreno que éste ocupa.

En el panorama micro hay muchas opciones para aquellos que quieren apostar por los bienes raíces: comprar una casa o departamento en remate hipotecario y remodelarla, comprar un depa en una ciudad emergente, comprar un terreno y construir, comprar una vivienda en un destino turístico, comprar con un crédito y pagarlo por medio del arrendamiento del inmueble y esto solamente en términos de compra de vivienda.

Las nuevas plataformas de crowdfounding han abierto un nuevo mundo de inversión inmobiliaria al representar fondos colectivos abiertos a pequeños inversionistas con pequeños capitales.

 

Para la inversión inmobiliaria, no hay mejor momento que el presente

Hablando en términos de inversión inmobiliaria el índice de inflación ha sido positivo para el mercado inmobiliario de las principales urbanidades y zonas metropolitanas de México pues provoca un aumento en las rentas y por tanto en las utilidades que reciben los inversionistas, de ahí que no hay mejor momento que el presente para invertir en bienes raíces.

Comprar una casa o un departamento ahora te permitirá ser parte de esta dinámica positiva, te permitirá también entrar a la tendencia de la vivienda en renta, tendencia que no hará más que incrementarse pues cada vez son más las personas en México que prefieren rentar a comprar.

Ya sea que la rentes a una familia, a una persona, a un grupo de amigos, que acondiciones esa propiedad para entrar al modelo de negocios de renta de vivienda vacacional o para sitios como Airbnb, lo cierto es que ser arrendador es un buen negocio hoy, pero será un excelente negocio en los próximos años: el futuro es de los propietarios.

 

Fuente: http://www.lamudi.com.mx/journal/apostar-a-la-inversion-inmobiliaria/

Anúnciate

Anúnciate